Una profesora opina sobre “6 Claves Para Aprender Inglés”

Hello everyone!

El número de correos electrónicos que recibo en un día es impresionante–recibo preguntas de todo tipo, (que intento contestar aquí en la web o en mis videos) y casi todos los días recibo algún comentario positivo sobre uno de mis libros. Como escritor, es muy agradable oír cómo estoy ayudando a personas alrededor del mundo a mejorar su inglés.

Escribir en sí no es el trabajo más emocionante del mundo, pero ver como mis palabras pueden impactar de forma positiva en las vidas de mis lectores aquí en España y en otros países me da una gran satisfacción. ¡Gracias a todos por leer!

6 claves para aprender inglés tapa blanda

Hoy, concretamente, voy a publicar una reseña que he recibido de una profesora de inglés de secundaria aquí en España–os presento a Isabel.

Isabel Quesada, Miss Isabel para sus estudiantes, es una profesora de inglés y bloguera que conozco de Twitter. Hace tiempo, me comentó que había comprado mi libro 6 Claves Para Aprender Inglés. ¡Que buena idea!

Isabel tiene una página en blogspot: MissisabelonlinE, donde publica muchos videos y recursos para sus estudiantes. Vive y trabaja en Jaén, donde ha estado desde el 2004, pero antes vivió unos 3 años en Newcastle en el norte de Inglaterra.

Yo quería saber lo que pensaba del libro otra persona que enseña inglés, así que le pedí una reseña, que copio aquí sin cambios:

Buenos días Daniel,

Por fin me siento un ratito para comentarte mi opinión sobre tu libro “6 claves para aprender inglés”. Espero ser concisa y mencionar, para ser justos, tanto lo positivo como lo negativo del mismo.

Empecemos por lo bueno. Ante todo, me fue muy grato leer opiniones tan afines a las mías acerca de aprender inglés (aplicable a cualquier lengua extranjera). No dejo de alucinar con los cursos intensivos que anuncian con 6 semanas prepararte para un B2!!! Las personas que hagan eso, deben tener ya el nivel y lo único que necesitan es el documento que lo certifica. Pero hay tanto atrevido e iluso….

Coincido contigo en lo que para mí son los pilares de un buen aprendiz de idiomas: estudio de gramática y vocabulario y la pronunciación. Ambas son la clave de un buen manejo del idioma. Al igual que en tu caso, si yo no hubiese salido al extranjero 3 años, mi inglés sería bastante más pobre de lo que es. Sin una práctica real sobre el terreno del idioma, se aprende un inglés de libro o de laboratorio….

Me parece muy interesante que menciones que no todo el mundo ha de dominar todas las destrezas. Parece obsesionarnos hacerlo todo perfecto. Hay estudiantes universitarios que primordialmente necesitan mejorar su “reading” para investigar y avanzar en su campo de especialización y trabajadores de cara al público o tele-operadores a los que con dominar el “speaking” les sobra y les arrastra. Cada cual tiene sus necesidades y motivaciones particulares. No hay un método único, sino el que funciona para ti y tu realidad.

La sección que “desmonta mitos” con preguntas concretas y respuestas, me ha gustado mucho también. Incluye las típicas preguntas que todos nos hacemos o se oyen por ahí y por fin alguien se sienta y argumenta la respuesta.   

En general la lectura ha sido amena, interesante y creo que reveladora para los que quieren aprender inglés y están bastante perdidos en cómo y para qué o quizá desorientados con una publicidad a veces engañosa y ávida de dinero ajeno. El inglés necesita tiempo, práctica y en mi humilde opinión, pasión. Si no amas lo que haces, no lo vas a hacer muy bien…

Acerca de lo negativo del libro, una cosa muy fácil de solucionar. La presentación (layout). Los márgenes no están rectificados a la derecha y da una impresión muy mala al lector. Parece un detalle sin importancia, pero mejoraría el aspecto del libro con un simple gesto. Ahora ya, el estilo es siempre un tema más espinoso….Es muy natural como te diriges al público y cómo empatizas metiendo chistecillos y comentarios graciosos que sirven de ejemplo de lo que explicas. ¡Eso me gusta!, pero no entiendo por qué utilizas párrafos tan pequeños, a veces de una o dos frases, a lo mejor incluso, si estás comentando ideas que están conectadas del párrafo anterior. Yo no he escrito un libro en mi vida. Seguro que no es fácil y espero que tomes estos consejos como lo que son: una crítica constructiva.

En fin, no sé si me he extendido mucho o a lo mejor no he tocado puntos que en su momento pensé, pues me leí el libro hace ya un tiempo justo después de comprarlo…Sobre todo, espero haber dado un feedback útil para tí.

¡¡¡Un saludo!!!!

*****

Gracias, Isabel, por los comentarios. Quiero responder primero a lo negativo:

Efectivamente, todo lo que es el diseño me da fatal. Escribir un libro es una cosa, y formatearlo es otra. Y cómo soy un pez muy pequeño en el mundo editorial, la mayoría de las cosas las hago yo mismo, desafortunadamente. Tomaré en cuenta tus consejos para la próxima edición. (Por cierto, Isabel ha leído el libro en PDF–si lees el libro en Kindle o en iPad o iPhone, no tendrás este problema. Y ahora la versión en tapa blanda tiene maquetación profesional, ¡por fin!)

Sobre los párrafos pequeños, lo he hecho en el libro porque lo hago en la web–en una página web es más fácil de leer si tienes algo de espacio en blanco en la pantalla. Quería evitar el efecto “wall of text” que cansa el lector. Quizá no debería para ebook, pero no sé. Lo consultaré con mis amigos que tienen más habilidad para estas cosas.

Ahora, acerca de tus comentarios positivos–muchas gracias, primero, y me alegro que te haya gustado.

He escrito algo el otro día en el que hablo de “las escuelas pirata” que prometen cosas imposibles para quitar el dinero a la gente. Efectivamente, si alguien saca un certificado de nivel B2 con sólo 6 semanas de estudio, es que ya tenía casi el B2 al principio.

Según mis amigos en Cambridge University, se necesitan aproximadamente 200 horas de estudio para pasar de un nivel a otro. 200 horas son más de dos horas al día durante 3 meses, y sin un día libre. Si quieres hacer 200 horas en 6 semanas, pues, lo tienes que dedicar cinco horas al día.

Los tiempos dependen, por supuesto, de otros factores, como la edad, la intensidad del estudio, y el contacto con el idioma que tengas fuera de clase. Si estás rodeado del idioma fuera de clase, sacas 200 horas de práctica en unas semanas.

Este último punto tú también lo has resaltado: que lo mejor para aprender un idioma es ir al país donde se habla. El inglés que “se habla” en los libros de texto es muchas veces muy distinto al inglés que se oye “sobre el terreno” y como siempre, hay que recordarse que leer un texto en inglés es muy distinto a hablar y entender el idioma con nativos.

Efectivamente, leer y hablar son cosas que se deberían practicar aparte. Y el simple hecho de estar rodeado de personas que hablan el idioma te hace aprenderlo sin esforzarte tanto en estudiar.

Otra cosa que mencionas es mi opinión de que si necesitas dominar sólo una habilidad (hablar, por ejemplo) no hay mucha razón de pasar horas y horas estudiando las otras. Lo digo especialmente con la gramática–si eres comercial, o recepcionista en un hotel, o tele-operador o algo parecido, necesitas escuchar y hablar y ahí es donde deberías enfocar los estudios. Si necesitas hacer exámenes sobre la gramática, entonces sí, estudia mucha gramática.

Pero la práctica habitual de pasar años estudiando gramática con el fin de poder hablar  es contraproducente como mínimo. Imagina que quiero aprender a jugar al fútbol, así que paso un par de años estudiando la física y sus aplicaciones a la trayectoria de una pelota. Luego me pongo a dar patadas, y encontraré que todo lo que he estudiado de la física no me sirve de nada ahi, en el campo. Aprender la gramática durante años sin practicar a hablar es un poco así.

Bueno, nada más para hoy. Muchas gracias de nuevo, Isabel, por escribir. Si alguien más quiere comentar sobre uno de mis libros, me puede contactar aquí. 

En mi otra página tengo un par de correos más que he recibido de mis lectores. Véase una lectora escribe y otra carta de una lectora.

¡Buen aprendizaje a todos!

Daniel.

P.D. Si no tienes tu copia del libro, lo puedes encontrar en un montón de sitios: puedes comprar el PDF de mi tienda online o otro formato, si prefieres: iPad en iBooks de Apple, para Kindle o en tapa blanda en Amazon.com y Amazon.es o para un dispositivo Android en Google Play. Cuesta unos pocos euros (o dólares) pero la información que contiene te puede ahorrar mucho tiempo y dinero a lo largo.

 

Click Here to Leave a Comment Below 2 comments
0 Shares
Share via
Copy link
%d bloggers like this: